«Hace días que no se les había visto»: nuevos detalles tras muerte de madre e hijos en Quellón

  • «Es un hecho súper lamentable para nuestro sector», comentó uno de los vecinos de Quellón.

Conmoción se ha desatado en Quellón, provincia de Chiloé, luego de que el miércoles 3 de julio se conociera la muerte de una madre y de sus dos hijos, quienes fueron encontrados sin vida al interior de su vivienda.

Se trata de Rosa Legue, de 39 años, y de los hermanos Luciano y Camilo Campos Legue, de 10 y 6 años, cuyos cuerpos fueron hallados por el excuñado de la mujer. De momento, la Policía de Investigaciones (PDI) no ha descartado la hipótesis de que la madre haya cometido un parricidio y, posteriormente, un suicidio.

Daniel Boysen, dueño de almacén y presidente de la Junta de Vecinos Rayen Mapu de Quellón, comentó a La Estrella de Chiloé que Legue «concurría a comprar todos los días a un negocio que tenemos frente al liceo, sola o junto a sus hijos, o mandaba a los chiquillos a comprar cuando llegaban de clases».

Sin embargo, de acuerdo con el testimonio de Boysen, «como hace dos a tres días que no se les había visto por acá».

Boysen, además, manifestó que es «un hecho súper lamentable para nuestro sector».

Testimonio del excuñado: cómo se descubrió tragedia en Quellón
En conversación con el medio local Canal 2 de Quellón, Ricardo González, quien encontró los cuerpos sin vida, manifestó que la mujer «era muy buena mamá» y que esa misma mañana había intentado comunicarse con uno de los niños.

«Me enteré a las 09:20 horas. Fui a picarle una leña a quien era mi ex cuñada, pero yo me llevaba súper bien, cada 15 días nos estábamos viendo con ella, porque yo trabajo embarcado», comenzó señalando el hombre.

«Le fui a picar leña porque hoy día tenía libre. Llego, toqué la puerta de calle y no abrió nadie la puerta, ningún ruido. Ahí entré por la puerta del fondo, abrí la puerta de la cocina y me encontré con la mujer que estaba en el suelo (…) llamé a Carabineros y le dije a mi hijo que le avisara a su abuela», agregó.

Iniciadas las indagatorias por el personal policial, el padre de los niños le confirmó a Ricardo González que sus hijos también estaban sin vida al interior del domicilio.

«Nos fuimos con Carabineros a la comisaría, ahí llegó mi ex cuñado y me dijo que los dos niños estaban fallecidos en la cama. Fue una tremenda sorpresa, maligna, no la podía creer, porque yo en la mañana llamé a mi sobrinito y su teléfono marcaba, pero no me contestó», indicó.

Compartir en Redes Sociales...

EL CLIMA EN PUERTO MONTT

Data from Tiempo3.com